sábado, 6 de julio de 2019

La flor del pensamiento.


En el jardin de mi alma,
hay muchísimas flores
que he sembrado
con amor...
lirios, azucenas,
gladiolas, orquídeas,
claveles, geranios,
y rosas un montón.

Pero, hay unas pequeñitas,
de vistosos colores
que dan a mi vida
anhelos e ilusión...

Es la flor del pensamiento,
la que siempre me lleva
al umbral de los sueños
para así escuchar
el eco de tu canto,
el eco de tu voz
susurrando aquí
muy dentro
de mi corazón.

Y poder oír
tu afable serenata
para inundar
de nostalgia
a la noche
con su magia,
a todas las estrellas
y hasta la luna llena.


Autor:  María Auxiliadora Gómez.


Twitter: @mariauxig

martes, 2 de julio de 2019

La brisa.



La brisa trae en sus alas
recuerdos y lejanías,
que hacen suspirar el alma
y la llenan de alegría,
son recuerdos gratos
y lejanías queridas.

La brisa trae en su piel
perfumes y añoranzas,
los perfumes del amor
que se impregnan
en el alba
y así esparcir
todas sus esperanzas.

La brisa trae en sus labios
besos y poesías,
que riman
con la dulzura
de las aves cantarinas
que vuelan siempre
tan alto, en las noches
y en los días,
para llevar sus cantares
por los cielos de la vida
y compartir con la brisa
la esencia de su alegría.



Autor: María Auxiliadora Gómez.

Twitter:  @mariauxig